sábado, 31 de diciembre de 2016

Quiso el destino - Albahaca

(Vivir Sevilla, 1988)

- En el rojo y el blanco de tu vestío,
va girando en tus lances los sueños míos.

- A tus labios que cantan, van mis suspiros,
y los besos en silencio que yo te tiro.

- En las cuerdas sonoras de mi guitarra,
el te quiero encendido de mi palabra.

- En el brindis dorado del catavino,
la mirada que sella nuestro destino.


- ESTRIBILLO –
Feria de Abril (3)
bendita sea la hora
que en mi caseta te conocí.

Echando cuentas - Chiquetete

(Mis sevillanas, 1983)

- En el último cuerpo de la Giralda,
he colgado morena doce campanas,
que repican a gloria cuando tu pasas.

Una es de bronce, y de sal y pimienta,
una es de bronce, y de sal y pimienta las otras once.


- En el río te espero con mi barquilla,
pa cruzarte en mis brazos a la otra orilla,
y besarte en Triana luego en Sevilla.

Tiene tres velas, una es de caramelo,
tiene tres velas, una es de caramelo, dos de canela.


- Esta tarde en los toros la plaza llena,
yo te brindo mi alma mis seis faenas,
a seis toros cinqueños de Concha y Sierra.

Uno es pequeño, y cinco respetables,
uno es pequeño y cinco respetables, toros de sueño.


- Hoy te llevas la palma del mujerío,
al mirarte en la feria cariño mío,
con catorce volantes en el vestío.

Seis de alegría y ocho mas con la gracia
seis de alegría y ocho mas con la gracia de Andalucía.

Vuelven las golondrinas - Ecos de las Marismas

(Quédate, 1987)

- Vuelven las golondrinas a Sevilla, llegó la primavera.
Llegó la primavera, vuelven las golondrinas a Sevilla llegó la primavera,
y los patios ya se visten de jazmines verde enredadera. 
Verde enredadera, y la musa del poeta se despierta, que larga fue la espera,
vuelven las golondrinas a Sevilla, llegó la primavera.

- Vuelven los costaleros de alpargatas a la virgen bajo palio.
La Virgen bajo palio, vuelven los costaleros de alpargatas a la virgen bajo palio,
la saeta que alivia el sufrimiento del Cristo de mi barrio.
Del Cristo de mi barrio, la giralda presume bronceada con aire centenario,
vuelven los costaleros de alpargatas a la Virgen bajo palio.

- Vuelven los farolillos a la feria Sevilla se engalana.
Sevilla se engalana, vuelven los farolillos a la feria, Sevilla se engalana, 
la maestranza se quita la montera y grita por Triana.
Y grita por Triana y la brisa que ya no tiene prisa se viste de gitana,
vuelven los farolillos a la feria Sevilla se engalana.

- Vuelven los tamboriles a palacio los lirios al sendero.
Los lirios al sendero, vuelven los tamboriles a palacio, los lirios al sendero,
y vuelven las carretas a la raya los sones rocieros.
Los sones rocieros, en Sevilla no quedan farolillos pero huele a romero,
vuelven los tamboriles a palacio los lirios al sendero.

- ESTRIBILLO –
Y mi sueño navega por el río,
bajo el cielo celeste de mi Sevilla,
y cautivo se queda con Triana,
ay anclado en su orilla.


Triana brilla - Amigos de Gines

(Andalucía brilla, 1982)

- En ese puente oscuro Triana, Triana brilla.
Que arte y que solera, Triana que maravilla.

- Empujones de Virgen Triana, Triana lleva.
El sudor y el suspiro Triana de flor y cera.

- Con lagrima en los ojos Triana, fue preguntando.
Le contestó un romero lo estoy notando.

- Con sus pies doloríos, Triana con pasos cortos.
En su duro camino Triana le supo a poco.


- ESTRIBILLO –
Te dio el Cachorro sus lirios,
sus blancas flores la O,
la Estrella su señorío
y la Esperanza llorando te dijo, guapa Rocío.

Vuelve a la vida - Antonio Alemania

(Mucho de mí, 1993)

- Ven que quiero hablarte, anda y siéntate,
anda y siéntate, ven que quiero hablarte anda y siéntate,
te brillan los ojos y yo sé porque.
Y yo sé porque eres niño viejo y en tu caminar,
veo desilusión y veo soledad.

- De aquél chico alegre, ya no queda na,
ya no queda na, de aquel chico alegre, ya no queda na,
solo malos modos y un triste mirar.
Y un triste mirar y hasta tus amigos se fueron de ti,
no querían verte cada día morir.

- Ayer vino a verte preguntó por ti,
preguntó por ti, te sigue queriendo mucho más que ayer,
y sigue soñando que vas a volver.
Que vas a volver, me dijo radiante, de felicidad,
que cuando tu vuelvas se quiere casar.

- Aún estás a tiempo tienes que luchar,
tienes que luchar, qué dirá la mama lo vieja que está,
parece que tiene veinte años más.
Veinte años, más si lo consiguieras para ella es,
como si de nuevo volviera a nacer.


- ESTRIBILLO –
Adónde vas galopando,
montando un caballo loco,
desbocado hasta el vacío,
la droga te va matando, vuelve a la vida hijo mío. 

A la vuelta del rocío - Brumas

(Por Andalucía, 1997)

- Que me cuesta ese lunes Rocío el decirte adiós.
Apagar esa leña que arde en mi corazón.

- Que me duelen los cantes Rocío de la madrugá.
Cuando el vino me sabe a recuerdo y rompo a llorar.

- Que pisadas más lentas Rocío por ese pinar.
Al laito de mi simpecao sin poder ni hablar.

- Siempre queda el consuelo Rocío de volverte a ver.
Cuando vuelva a anidar la cigüeña y el trigo a crecer.

- ESTRIBILLO –
Y pensar,
que en mis hombros dejó tu costero sus huellas  marcá,
ay que me cuesta Rocío, volverme pa’tras.


Sevilla sin tu amor - Chiquetete

(Sevilla sin tu amor, 1988)

- Hoy he vuelto a pisar esas calles que un día pisé.
Y he sentido de nuevo a Sevilla meterse en mi piel.

- Hoy he vuelto a cruzar ese puente que a Triana va.
Y otra vez como ayer en el río me he vuelto a mirar.

- Hoy he vuelto a mirar a mi luna, mi luna del sur.
Y hasta ella parece mas triste porque no estás tu.

- Hoy he vuelto a sentarme a la orilla del Guadalquivir.
Y he notado que toda Sevilla me habla de ti.

- ESTRIBILLO –
Qué viento se llevó,
la historia que en Sevilla
escribimos tú y yo,
qué triste esta Sevilla,
Sevilla sin tu amor.

Adivina quienes son - Coro Flamenco del Pilar de Huelva

(Rociero y peregrino, 1986)

- En Sevilla hay una casa llenecita de palomas,
sueñan con muchos amores son jóvenes soñadoras.
Una mujer sevillana (bis) aquella casa fundo,
su cuerpo reposa en ella como un regalo de Dios.

- Las campanas de Sevilla se escucharon en el mundo,
cuando la llamó beata nuestro Juan Pablo II.
Sevilla era una fiesta (bis) vino toda Andalucía
para recordar a madre en la tierra de María.

- Hay mujeres en el mundo que se abrazan a una cruz,
se colocan un sallar y van siguiendo a Jesús.
Duermen en tablas desnudas (bis)  y su comida es ligera
con sus cestitos en manos van por calles y plazuelas.

- De una casa muy oscura han salido dos mujeres,
es de noche y van contentas el amor de Dios las mueve.
Cuidan al enfermo pobre (bis) que su amor mas predilecto
pasan noches a su lado olvidándose del sueño.


- ESTRIBILLO –
Adivina quienes son (bis)
las que van con alpargatas
con sus pasitos de amor,
cuando va rompiendo el alba, ay rompiendo el alba.

viernes, 30 de diciembre de 2016

Sale en Triana - Brumas

(Candiles, 1998)

- La estrella que más brilla no esta en el cielo.
Que se asoma en un barrio que es alfarero.

- Lloraba el altozano cruzando el puente.
Se queda sin su estrella se van su gente.

- Su cara más que pena lleva amargura.
Al dejar San Jacinto sin luz ninguna.

- Cuando vuelve mi estrella por el Postigo.
Mi corazón se escapa, se va contigo.

- ESTRIBILLO -
Es capitana y el domingo de ramos,
es capitana y el domingo de ramos,
sale en Triana.

Entre coplilla y coplilla - Chiquetete

(Mi sevillanas, 1983)

- Pa virgen  la de Rocío, pa hermandad la de Triana.
Pa carreta mi carreta y pa guapa mi gitana.

- Pa virgen  la de Rocío, paloma blanca almonteña.
Pa mosto el del aljarafe y pa alegría mi juerga.

- Pa virgen  la de Rocío, pa estampa mi simpecao
Entre retamas y pinos por la luna iluminao.

- Pa virgen  la de Rocío, pa morena mi morena.
Pa gracia la de mi gente bailando por las arenas.


- ESTRIBILLO –
Entre coplilla y jara,
entre jarrillos de vino,
entre coplilla y jarana,
que corto se hace el camino,
cuando se va con Triana.

A que no sabes quién es - Albahaca

(Orozú, 2002)

- No hay más bello amanecer, ni primavera mejor.
Esperanza que en su ser (bis)
concibió al hijo de Dios, a que no sabes quien es.

- Cuando se ve aparecer por el arco es madrugá.
Pero vuelve del revés (bis)
con su luz la oscuridad, a que no sabes quien es.

- Se le ha rendido a sus pies toda la Roma imperial.
Centuria de su querer (bis)
que se deja conquistar, a que no sabes quien es.

- Tiene morena la piel quiere y no quiere llorar.
Siendo niña ya es mujer (bis)
y sevillana además, a que no sabes quien es.

- ESTRIBILLO –
No me preguntes por qué
pero en su mirada está todo el cielo de una vez,
y toda la eternidad, a que no sabes quien es.

Navegan las alegrías - Romeros de la puebla

(Y se llama Andalucía, 1977)

- El faro de Chipiona, que por las noches me alumbra.
Y no deja que mi barca se pierda en esa penumbra.

Ana María (3) es la estrella morena, que a mí me guía.


- Por las playitas del puerto, rompe la arena una jaca.
Viene a decirle a los mares que sus crines son más blancas.

Y es que las olas (3) forman crines de espumas, sobre las rocas.


- Cerro de Matalascañas, qué blanca tienes la arena.
Donde la niña aprendió a enamorarse de veras.

Y esos amores (3) se fueron con los mares, yo no sé dónde.


- Alegre viene mi barca, entre palmas y cantares.
Una plegaria es la copla a nuestra Virgen del Carmen.

Yo he perseguío (3) la barra de Sanlúcar buscando el río.

Entre Triana y Sevilla - Hermanos Reyes

(Sevillanas de la feria, 1966)

- Se lleva el aire de Huelva, y el eco del fandanguillo. Se lleva el aire de Huelva, Y el eco del fandanguillo, de cada pueblo un dejillo, lo cantan por la mañana, bebiendo el aguardientillo.
Mueren las olas en la playa, al compás de su agonía, mientras Cádiz desafía, las murallitas le cantan y nacen las alegrías.
El son de las sevillanas, leyenda de maravilla, lo da el río y sus orillas, con desafío de alegría entre Triana y Sevilla.

- Ve tú largando los cabos, y hazte cargo del timón, ve tú largando los cabos, y hazte cargo del timón, mientras yo le digo adiós, a nuestra Virgen del Carmen, rezándole una oración. Cuando estoy en alta mar, me guía tu pensamiento, de ti nace el barlovento, que a mí me hace virar, como a rosa de los vientos.
Esperando a la marea, yo me pongo en la toldilla, y mientras nada la quilla, que yo dibujo en la mesana, la cara de mi chiquilla.


- La encina le dijo al pino, la amapola a los trigales. La encina le dijo al pino, la amapola a los trigales, la uva soñó ser vino, para verse en los altares que rezan los peregrinos. Y aquí estamos en el rocío, ya se escuchan las campanas, la Virgen se ha sonreío, porque a toque de diana, el niño se le ha dormío.
La noche habla con el día, el sol le dijo a la luna, vámonos de romería, Paloma na más que hay una, Rocío de Andalucía.

Tu reja Rocío - Coro flamenco del Pilar de Huelva

(Alegría rociera, 1988)

- Si tu reja Rocío, hablara un día, hablara un día, cuantas cosas Señora, nos contaría.
Hablara un día, si tu reja rocío, hablara un día, cuantas cosas Señora, nos contaría. 
na madre llorando (bis) va de promesa porque al hijo a quien quiere ya no te reza.

- Por caminos de olvido, dejé tu casa, dejé tú casa, pero Tú me esperabas paloma blanca. Dejé tu casa, por caminos de olvido, dejé tu casa, pero Tú me esperabas paloma blanca.
Que todo aquel que venga (bis) a tu rocío no se vuelva señora como ha venido.

- Tu vives entre rejas, presa de amores, presa de amores, tu mis penas perfumas entre tus flores.
Presa de amores, Tu vives entre rejas, presa de amores, tu mis penas perfumas entre tus flores.
Cada flor que te adorna (bis) en el rocío, es un dolor mío del pueblo mío.

- La Virgen del Rocío sufre callando, sufre callando, del dolor de sus hijos, que van llegando.
Sufre callando, la Virgen del Rocío, sufre callando, el dolor de sus hijos que van llegando.
Pon en sus manos santas (bis) tu pecho herío veras como te baña con su rocío.

- ESTRIBILLO -
Cuánto suspiro,
cuánto dolor, en esa reja,
pero tu madre mía nunca nos dejas.

Yo no puedo ir al rocío - Ecos de las marismas

(Del agua de tu boca, 1975)

- Yo no puedo ir al rocío, que triste es mi soledad.
Qué triste es mi soledad, yo no puedo ir al rocío, que triste es mi soledad,
que Dios me ha dado el castigo de no poder caminar.
De no poder caminar, cuando veo que en mi pueblo van saliendo las carretas,
llorando pido a la Virgen que se acuerde de mis penas.

Que se acuerde de mis penas,
quisiera poder andar es lo único que pido
para sembrar con mi fe los caminos del rocío.


- Desde estas cuatro paredes parece como si oyera.
Parece como si oyera desde estas cuatro paredes
parece como si oyera, el eco del tamboril de la noches rocieras.
De las noches rocieras, al compás de sus repiques mi corazón sufre y llora
pues quisiera contemplarte divina reina y señora.

Divina reina y señora,
cuanta gente va al rocío que demuestran no quererte
y yo que tanto te quiero ni siquiera puedo verte.




- Yo guardo un triste recuerdo del rocío y su romería.
Del rocío y su romería yo guardo un triste recuerdo del rocío y su romería
ese día tan señalao mi madre se me moría.
Mi madre se me moría recuerdo que en aquel día todos cantaban y bailaban
yo sumido en mi amargura a mi madre le lloraba.

A mi madre le lloraba
por eso al llegar al rocío florecen todas mis penas
porque se cumple otro año que se fue mi madre buena.

- Que emoción verte tan cerca Virgencita del Rocío.
Virgencita del Rocío que emoción verte tan cerca Virgencita del Rocío,
después del largo camino que por verte he recorrido.
Que por verte he recorrido vine descalzo y andando desde mi pueblo a tu ermita,
para poderme encontrar ante tus plantas benditas.

Ante tus plantas benditas,
igual que una llama viva fluye la sangre en mis venas,
y en tus plantas yo he encontrao alivio para mis penas.



Con que alegría vino ella - Manuel Pareja Obregón

(A su manera, 1990)

- Con qué alegría vino ella, con qué penita se va.
Con qué penita se va, con qué alegría vino ella,
con qué penita se va, con qué alegría vino ella,
con qué penita se va. Con que penita se va,
seguro que va llorando, porque no puede bailar,
seguro que va llorando, porque no puede bailar.

- Por la Velá de santa Ana, fue cuando la conocí.
Fue cuando la conocí me acuerdo que ella llevaba
un traje color de abril y en su cabeza preñada
una moña de jazmín. Una moña de jazmín
recuerdo que ella me dijo es usted también de aquí
yo soy de donde usted quiera si usted me quisiera a mí.

- Cada vez que hay una fiesta, con ella salgo a bailar.
Con ella salgo a bailar cada vez que hay una fiesta,
con ella salgo a bailar, cada vez que hay una fiesta
con ella salgo a bailar. Con ella salgo a bailar
es como la cenicienta que pronto me dejará
es como la cenicienta que pronto me dejará.

- Y un fandanguillo alosnero, una noche le canté.
Una noche le canté, un fandanguillo alosnero una noche le canté,
un fandanguillo alosnero una noche le canté.
Una noche le canté para decirle te quiero y no se fuera otra vez
para decirle te quiero y no se fuera otra vez.

- ESTRIBILLO 4ª-
Yo la quiero, y la quiero, y ahora la puedo tener,
que bueno fue el fandanguillo que aquella noche canté.

- ESTRIBILLO -
Yo la quiero, y la quiero, y no la puedo tener,
cuando más a gusto estaba cogió el camino y se fue.

jueves, 29 de diciembre de 2016

Gracia y Esperanza - Corrales



(A mi gente, 1990)


- Quisiera ser el remate de tus varales señora. Quisiera ser guardabrisa y candelabro de cola.
Para decirle a Sevilla, por qué eres tu madre mía, ay madre mía, reina de la Puerta Osario y de Sevilla la alegría.

- Quisiera ser la peana donde te posas mi reina. Quisiera ser el pañuelo que por tus lágrimas sueña.
Para decirle a Sevilla, por qué tu alma no pesa, ay no pesa, y que mi encaje está seco de mirar tanta belleza.

- Quisiera ser las Marías donde me escondes tu gracia. Quisiera ser en tus manos un rosario de esperanza.
Para decirle a Sevilla como ilumino tu cara, ay tu cara y que tus manos mi reina son de niña sevillana.

- Quisiera ser la Giralda que te da sombra y cobijo. Quisiera ser cirineo de las penas de tu hijo.
Para que escuche Sevilla el son de tus bambalinas, ay bambalinas de vuelta en la judería cuando la noche se inclina.

jueves, 22 de diciembre de 2016

En el mismo manantial - Chiquetete

(Andaluz, 2002)


- Por mucho que lo pregonen los amantes no son libres.
Por mucho que lo pregonen, los amantes no son libres,
los amantes no son libres,
porque los ata el cariño con cadenas invisibles.
No son uno sin el otro, y sin el otro no viven,
y sin el otro no viven,
por mucho que lo pregonen los amantes no son libres.

- Te quiero pedir perdón y pedírtelo dos veces.
Te quiero pedir perdón y pedírtelo dos veces,
y pedírtelo dos veces,
que si perdonas a medias el corazón se endurece.
Y guarda resentimiento que ninguno se merece,
que ninguno se merece,
te quiero pedir perdón y pedírtelo dos veces.

- La luna buscando un beso se escapó hasta el mar salado.
La luna buscando un beso se escapó hasta el mar salado,
se escapó hasta el mar salado,
y la sal de la leyenda le quiso quemar los labios.
Las estrellas se reían del agua y del cielo claro, del agua y del cielo,
la luna buscando un beso se escapó hasta el mar salado.

- Es muy pobre el hombre pobre porque no tiene dinero.
Porque no tiene dinero, es muy pobre el hombre pobre,
porque no tiene dinero,
y el rico porque no tiene más remedio que tenerlo.
El pobre cuenta sus días y el rico cuenta sus ceros,
y el rico cuenta sus ceros,
que pobre es el hombre pobre porque no tiene dinero.

- ESTRBILLO –
Aunque parecen que nacen en el mismo manantial,
en el mismo manantial, la verdad y la mentira
mueren en distinto mar.