domingo, 30 de octubre de 2016

Giralda - Cantores de Híspalis

(Adelante, 1984)

Híspalis ciudad romana, Serva la Bari la mora, y Sevilla la española, tierra de embrujo gitano, si usted alguna vez paisano, está inmerso en la tristeza. No lo dude, siga el cauce del río y cuando llegue a la Giralda, sus penas se habrán perdío.

- Giralda, veleta.
Veleta del cielo, rosa de los vientos, y del temporal,
Giralda poema y cantar.
Saeta elegante, que desafiante,
nos guarda del mal, Giralda mi torre encantá.

- Giralda, campana.
Campana flamenca, que anuncia la fiesta, con su repicar,
Giralda, poema y cantar.
Mi fiel pregonera, gitana morena, de piel bronceá,
Giralda, mi torre encantá.

- Giralda, sultana.
Sultana bonita, de nuestra mezquita, sevillanizá,
Giralda poema y cantar.
Vives en un patio, lleno de naranjos, con flor de azahar,
Giralda, mi torre encantá.


- Giralda, piropo.
Piropo con arte de nuestro estandarte es su caminar,
Giralda poema y cantar.
Minarete moro que ves a los toros en el arenal,
Giralda mi torre encantá.

- ESTRIBILLO -
Veleta, campana, centinela sevillana y orgullo de la ciudad,
presumida señorita, Giralda la universal.


A ti se acerca Sevilla - Corrales

(Leyendas, 1987)

- El viernes de madrugada por mi calle veo pasar,
los hermanos costaleros que van para su hermandad.

Que van para su hermandad,
Ay plaza de Román oliendo a nardo y clavel
a ti se acerca Sevilla pa contemplarte Manuel.



- Al cielo vamos con él le dicen al capataz.
Y las palmas se hacen llanto cuando por Peñuela va.

Cuando por Peñuela va, 
Ay palacio de las dueñas oliendo a nardo y clavel
a ti se acerca Sevilla pa contemplarte Manuel.


- Al son de baile gitano al Duque te llevarán.
Al entrar en la campana saetas te cantaran.

Saetas te cantaran,
Ay mi calle de las sierpes oliendo a nardo y clavel
a ti se acerca Sevilla pa contemplarte Manuel.


- A la luz de la mañana, sales de la catedral.
Con el sol de medio día tu barrio te aclamará.


Tu barrio te aclamará,
placita de los terceros oliendo a nardo y clavel
a ti se acerca Sevilla pa despedirte Manuel.

Los mandamientos de un rociero - Coro Puente Genil

(Que misterio es el que habrá, 1995)

- Yo aprendí los mandamientos que aquél rociero viejo,
me enseñó con sentimiento y junto con sus consejos lo grabé en mi pensamiento.

- Ya hace tiempo que se fueron los que conocí de niño,
y aquél que por los senderos me enseñaba con cariño lo que es ser buen rociero.

- Llenaba de amor su vida predicaba con su ejemplo,
daba to lo que tenia, rezaba con fe en el templo y siempre me repetía.

- Paso el tiempo y yo no olvido su enseñanza rociera,
que a veces me ha parecido escuchar su voz sincera, susurrándome al oído.


- ESTRIBILLO -
Querer a la virgen, al pastor divino,
ser buen peregrino, compartir tu casa, tu pan y tu vino.


Gracias le doy a la vida - Amigos de Gines

(A un pueblo entero, 1987)

- Gracias le doy a la vida soy andaluz.
Pueblo gitano que canta llevando cruz
en pleno de tierra firme esto es el sur.

- Andalucía es un trono de mar y sierra.
De campiñas y olivares y guapas hembra,
cancioneros y plegarias, así es mi tierra.

- Cuando le hierve la sangre pierde la calma.
Y un lamento de campanas le llega al alma
o demuestra su alegría al son de palmas.

- Mi copla es un homenaje al marinero.
Al emigrante, al poeta, a los mineros,
labradores y artesanos, a un pueblo entero.


- ESTRIBILLO –
Que más te puedo decir,
de mi vieja Andalucía,
 que más te voy a decir,
donde vi la luz primera,
y me quisiera morir.



Comparaciones 22: Cuando sale la Señora

- Las niñas de la manola
(Miedo al amor, 1989)
(Por sevillanas, 1997)




- Coro H. Rocío de Huelva
(Los mismo que un sueño, 1998)


Cuando sale la señora - Coro H. Rocío de Huelva

(Lo mismo que un sueño, 1998)

- Senderos, la hermandad por los senderos, al rocío va caminando, caballos engalanaos y los mulos van tirando del carro del simpecao. Guitarra, cante bravío palillos y guapas mozas guitarra, cante bravío alegría en las carrozas ya se divisa el rocío.

- La gente, van despertando la gente, ya despunta la mañana, van despertando la gente, ya se escuchan sevillanas, se va animando el ambiente. Se levanta el polverío caballista paseando, se levanta el polverío, y los romeros cantando, por las calles del rocío.

- Se asoma, cuando la noche se asoma, las reuniones de amigos, cuando la noche se asoma, con la luna por testigo, le cantan a la paloma. Se está bebiendo aguardiente, se hace coro en las arenas, se está bebiendo aguardiente, y al calor de la candela no se le teme al relente.

- La hora, se va acercando la hora, en la ermita no se cabe, se va acercando la hora, de que la reja se salte y saquen a la pastora. Rotos y con caras de sueño, nadie en su casa se queda, rotos y con caras de sueño, para ver como la llevan sus hijos los almonteños.

- ESTRIBILLO -
Y el lunes por la mañana,
cuando sale la señora,
cuando sale la señora,
se le cantan sevillanas,
y al mismo tiempo se llora.


Camaristas de la Virgen - Coro Puente Genil – Los peregrinos

(Que misterio es el que habrá, 1995)

- Esas manos que te tocan, mientras te miran la cara.
Es una tradición vieja, generaciones la guardan,
que es vestir a su patrona y es otra noche de guardia.


- La noche se hacia muy larga la niña no tenia espera.
En un banquillo del templo el sueño pudo con ella.
Y la virgen que le ha visto a su madre le hecha cuenta
que ella sera la que algún día cerca de mi yo la tenga.


- Cuando de vestirla acaba va y se sienta en su butaca.
Y la mira fijamente hasta su corazón para
le pregunta con cariño madre si que eres guapa.


- Y vuelve a tenerla cerca cuando la suben a sus andas.
Salves y plegarias brotaron sacudiendo su garganta.
Dios te salve reina y madre vamos hasta el cielo a llevarla
le gritan los almonteños y entre gritos se desmaya.


- ESTRIBILLO -
Benditas tus manos son, benditas nacieron,
pa” poder tener estrellas madre mas grande que este mundo pudo ver.

jueves, 27 de octubre de 2016

Bajo Guía - Bajo Guía

(Sevillanas, 1989)



- Donde el Guadalquivir, muere se despierta Bajo Guía.
Se despierta Bajo Guía,  se despierta Bajo Guía,
donde el Guadalquivir muere,
barrio de la tierra mía, donde el sol de noche duerme.
Donde el sol de noche duerme, donde el sol de noche duerme,
barrio de la tierra mía,
en la arena de tus playas,
hay una historia escondía.

Son tus gentes marineras
con sus risas y quebrantos,
con sus risas y quebrantos,
y al amanecer del día
a la mar salen los barcos.

- Ese viejo marinero la barra mira “to” el día,
la barra mira “to” el día, la barra mira “to” el día,
ese viejo marinero, acordándose del barco
solo con la mar y el cielo.
Solo con la mar y el cielo, solo con la mar y el cielo,
acordándose del barco,
y en su barrio marinero siguen los años pasando.

Ya no puede ir a pescar,
porque la fuerza le faltan, porque la fuerza le faltan,
él se alegra con mirar, los barquitos por la barra.

- Qué triste son los sudores de babor hasta estribor,
de babor hasta estribor, de babor hasta estribor,
que triste son los sudores, cuando en la mar trabajando solo vive de ilusiones.
Solo vive de ilusiones, solo vive de ilusiones,
cuando en la mar trabajando,
y recuerda con canciones que alguien te sigue esperando.

To se vuelve realidad,
cuando por la punta entramos,
cuando por la punta entramos
y al salirte a bajo guía te siguen esperando.

- Los niños están en la playa madurando su destino,
madurando su destino, madurando su destino,
los niños están en la playa,
juegan a ser pescadores,
el padre dice no vaya.
El padre dice no vaya, el padre dice no vaya,
juegan a ser pescadores, no se fía de sus destinos,
como hicieron sus mayores.

Algún día serán hombres,
y sus vidas cambiarán, y sus vidas cambiarán,
y a su barrio Bajo Guía por los mares añorarán.
 

Me dijiste voy contigo - Aurora y carretero



(Letanía de romeros, 1990)

- Me dijiste voy contigo aunque no llevo interés.
Pero temblaron tus piernas, y no supiste por que,
cuando viste a la Señora te arrodillaste a sus pies.

- Me dijiste voy contigo no tengo nada que hacer.
La madrugada del lunes y en tu cara pude ver
que contabas los minutos queriendo verla otra vez.

- Me dijiste voy contigo aunque yo no tengo fe.
Pero saltaste la reja y el  lunes al amanecer
te apiñaste entre almonteños dime tu si eso no es fe.

- Me dijiste voy contigo me gusta cantar y beber.
Pero te vi de promesa iban descalzo tus pies,
sin cantar ni beber vino, le prometiste volver.

- ESTRIBILLO –
Y me dan escalofríos,
recordando aquél momento,
que le pediste perdón.
La virgen te sonreía,
y a tu vera se acercó.